search instagram arrow-down
Lola Huete Machado

Cien mil españoles desaparecidos


Fotografía cedida por Sofía Moro, tomada en la sede de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica en Ponferrada, Leon. Allí limpian y catalogan los huesos encontrados en decenas de fosas comunes de toda España

Dentro de estas botas están aún los pedazos de un ser humano; los huesos de Antonio Rivas Carballés, asesinado el 4 de septiembre de 1936 y enterrado en una fosa común en San Mamede do Río, en Galicia durante la guerra civil española. Sus restos han podido ser exhumados recientemente, después de 75 años, gracias a la labor que están realizando distintas asociaciones para la recuperación de la memoria histórica. Rivas Carballés es uno más de los cien mil desaparecidos de ese periodo que se cuentan en España, enumerados en una lista que está en los tribunales, una parte de las víctimas de un golpe de Estado contra un Gobierno, el Republicano, que gustara o no, lo hiciera bien o mal, estaba legítimamente votado y establecido. ¿Lo recordará esto el Papa ahora que nos visita? ¿Rezará por ellos? ¿Tendrá un pensamiento o unas palabras en las misas? ¿Pedirá perdón tal como piden una y otra vez las víctimas de la represión franquista o pedirá a la Iglesia en su conjunto que lo pida por su implicación entonces o por la falta de ella a la hora de impedirlo? ¿La animará a que presione a los políticos para que pongan en marcha medidas efectivas que ayuden a paliar ese olvido tan básico para la reconciliación de los pueblos? ¿O lo pasará por alto una vez más? Si en su país de origen, Alemania, se ha trabajado la memoria histórica por tierra, mar y aire hasta convertir el nazismo en algo repugnante para el grueso de la población, ¿por qué no pedir que se haga lo mismo con el fascismo español? ¿Por qué no ventilar de una vez por todas el pasado? ¿Sacar uno a uno a los muertos y aclarar cómo murieron?

La memoria de la tierra

Al abrir una fosa no se desentierra a los muertos, sino la historia robada a muchos vivos. Allí dentro hay huesos de seres queridos, las balas que los mataron, la evidencia de lo sucedido. En el año 2000 se abrió la primera fosa con protocolo científico en Priaranza (León), en busca de Emilio Silva Faba y otras 12 personas. En esta década, un total de 5.277 de los más de 100.000 desaparecidos en la Guerra Civil han sido exhumados en 231 fosas. Arqueólogos, forenses, antropólogos, familiares y voluntarios lo hacen posible… (Seguir leyendo)

Cuando publiqué en El País Semanal este artículo La memoria de la tierra a finales de 2010, alguien de otra familia le comentó a alguien de la mía que yo no debía escribir tales cosas. “La tierra no hay que removerla”, le vino a decir. Seguramente está en lo cierto. Esta sería, además, la opinión del grueso de mi familia y de otras muchas, dado que, desperdigados por los dos bandos, cayeron como moscas en uno y otro lado. La primera razón para moverla, y removerla, es que aún hay cien mil españoles desaparecidos lo que nos convierte en el segundo país con mayor número de ellos del mundo después de Camboya. Un vergonzoso ranking. Y si así de entrada le parece una cifra sin más, intente contar y poner rostro: 1, 2, 3, 4, 5, 17, 35, 80, 250. 750, 1080, 3800, 25.000, 48.000… y aún no habrá llegado ni de cerca.

La segunda es que la mayor parte son de un mismo bando político, el republicano, lo cual ni cuadra ni casa. Y por tanto clama directamente al cielo. Cien mil españoles/as que eran soldados, milicianos, maestros, alcaldes, civiles, hombres, mujeres o niños, sin nombre, sin honores, sin consideración, como si no hubieran existido nunca. No sólo se trata de que no hayan podido ser enterradas (que  eso es a gustos) sino que ni siquiera se sabe dónde se encuentran o si en verdad están muertos. Imagine tener un hijo así, un padre, un hermano, un abuelo…. Recuperar sus nombres, sus vidas y sus cuerpos y paliar la injusticia cometida. Ese debe ser el objetivo de toda Democracia, acorde con los principios internacionales recogidos en la Declaración de Derechos Humanos. Sin más. Porque la ideología aquí es lo de menos. Y ningún Gobierno español de ningún color ha asumido hasta ahora esta tarea; lo máximo que hacen hoy es que parezca que se les facilita la labor de busca y captura de restos a los familiares. Pero esa es una labor de Estado y no de la parentela. Se ha de realizar con los poderes del Estado. Ningún país (como ninguna persona) puede vivir con dignidad si no hace balance colectivo de sus males del pasado, sino los hace públicos, los analiza y juzga, reflexiona sobre ellos, limpia y se lame colectivamente las heridas.

Durante muchos días, la fotógrafa Sofía Moro y yo recorrimos el país de arriba abajo para llegar hasta los lugares donde se están exhumando fosas de republicanos. La mayor parte (no todo, imposible que cupiera aquí todo lo visto y vivido) de nuestro periplo quedó reflejado en este texto. Hay personas de aquellos días que por el trabajo realizado en este asunto merecen ya gran consideración (y algunas, como el juez Garzón están pagando, entre otras cosas, por haberse atrevido a abordarlo, cual patata caliente que nunca se enfría). La mayoría aparecen citadas en el texto. Otras quedaron fuera y volveré sobre ellas otro día. Hoy dejo aquí el enlace a un vídeo (Priaranza del Bierzo, León, 2000) de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica durante la primera exhumación científica realizada por el forense Paco Etxeberria y el arqueólogo Julio Vidal, y el reportaje citado, para que algunos peregrinos llegados hasta aquí de todo el mundo puedan leerlo en un momento de reflexión y descanso. Con mirada cristiana, que ellos (y yo, que también soy bautizada católica apostólica romana y respeto las creencias o no creencias de las personas como uno más de los derechos humanos) saben bien a qué me refiero.

.

7 comments on “Cien mil españoles desaparecidos

  1. Gallota dice:

    El problema, Lola, es que en este país aún (¿o, más bien, “de nuevo”?) hay mucha gente que prefiere que los desparecidos sigan abonando los campos.

    Cuando detuvieron a Mladic –ese héroe– que era de esa misma opinión, publiqué este dibujo (un poco desabrido, tal vez, pero aún así espero que te guste):

    http://gallota.com/2011/05/28/mladic

    Me gusta

    1. Creí que te había respondido diciendo que mostraras tú mismo la ilustración. Pero ahora me doy cuenta, al querer abrirla y adjuntarla, que este sistema de comentarios no lo permite. Lo siento. Hay que abrir el link adjunto. Ya lo he hecho. Bien creativo eres. Muchas gracias por escribir y enviarlo.

      Me gusta

  2. triniTi dice:

    Si esas victimas , no fueron limitadas . Mas bien sobrepasaron los limites ( valga la redundancia ) . El estado , tendría que limitarse a asumir la verdadera historia de España .
    Saludos Lola , y mis respetos por tu ¿valentia?

    Me gusta

  3. triniTi dice:

    En este post…no se como proseguir . Pero , no quiero parar en el intento…sobre el comentario : “La tierra no hay que removerla”, yo añadiría ( siempre desde mi humilde opinión) , que la tierra se remueve sola… al igual que los pensamientos .
    Querida Lola . Siguiendo algunas de las noticias de tu ” casa” . Mi cabeza , le dio mil vueltas al tema ( rescate a Grecia) . Prosigo a contártelo a ti. Porque quiero pensar , que si me lees (algo que no dudo) . Ya te has acostumbrado a mis posibles utopías…
    Los tiempos , al igual que la tierra…se remueven y cambian .
    Ahora , es posible que una periodista se cases con un príncipe . Nuestra Reina , es Griega… siempre a desempeñado múltiples facetas . Siempre… fiel al país natal de nuestro Rey . También podría pasar , que la Realeza se trasladase a Grecia..(por voluntad propia) . Soy ciudadana del el pueblo Español , camino y escucho diferentes opiniones desde todos los extremos… pero curiosamente, hay una en la que parecen coincidir todos… el pueblo , esta cansado de asumir gastos… con esto no quiero poner en duda … ¿ si esos gastos producen beneficios?.
    Concluyendo…( que me lio mucho) . Si Los Reyes de España se establecieran en Grecia…con todas sus posesiones… quizá podrían ayudarla . Seguramente…todos los periodistas del mundo querían preguntas y respuestas… Con el dinero de todo eso , y algo más . Se podrían , enfocar esas maravillosas islas desiertas cara al turismo europeo…y los griegos , trabajarían para ir recuperándose un poco de esa tremenda deuda .
    España… sin prescindir de la Realeza . También , tendría un suspiro recortando gastos… ¡ Fíjate ! ya incluso se habla de suprimir el senado (en otros países funciona).
    Y para mas “inri”… tampoco estaría mal que algún miembro de la Realeza se casase con otro que fuera Griego…quedarían fusionados dos países…
    Aiss… Lola . Cuanto pienso… y que ilusa puedo ser…
    Besitos y gracias por leerme .

    Me gusta

Responder
Your email address will not be published. Required fields are marked *

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s